Ante la escasez de mano de obra, la industria cañera va por la tecnificación

21 de febrero del 2019



Debido a la baja afluencia de mano de obra en el sector cañero, los ingenios de Jalisco se están inclinando hacia la automatización de los procesos de producción. Alberto Esquer Gutiérrez, titular de la SADER Jalisco, propuso una medida para resolver esta situación, agravada por el incremento en la demanda de productos azucareros: la tecnificación. Para lograr esto, Esquer propuso un esquema de apoyo en el que la SADER aportaría 50% del valor de las máquinas cosechadoras, las cuales tienen un valor aproximado de 8 millones de pesos. Bajo este modelo, se prevé que se recurra al arrendamiento financiero, con opción a que las máquinas puedan ser adquiridas posteriormente por los cañeros o sus organizaciones.

Esquer Gutiérrez se reunió con integrantes del Sistema Producto Caña del Estado de Jalisco; durante la sesión, acordó con los productores cañeros la delimitación de un plan de trabajo con énfasis en la rentabilidad y la sostenibilidad. De acuerdo con el titular de la SADER Jalisco, “el plan de trabajo se enfocará en tres vertientes: la mecanización del campo cañero y la restauración de sus suelos de cultivo, la revisión permanente de la exportación de azúcar durante la zafra, y el aumento de la superficie de riego en la región cañera de Tamazula”.

Cabe señalar que Jalisco es el segundo estado con mayor producción cañera, sólo por debajo de Veracruz. El estado cuenta con 73,000 hectáreas, que producen 6 millones de toneladas de azúcar, con un rendimiento de 86 toneladas por hectárea. Ante la creciente demanda de azúcar y a la necesidad de traer jornaleros de otros estados debido a la baja población en algunas regiones de Jalisco, la tecnificación de los ingenios se volvió una prioridad que debe ser atendida. Además de la modernización de los procesos de producción, una industria del tamaño de la azucarera en estos estados necesita de un esquema de moderno también en su comercialización. Como una forma de poner la innovación tecnológica al servicio de la comercialización de productos agroalimentarios, surge Smattcom, Comercio Inteligente para el Agro. La app permite que productores, vendedores y comercializadores convivan en un ambiente de libre intercambio bajo un modelo de subastas diarias. Esto permite que los compradores tengan mayores opciones a su alcance y que los productores encuentren nuevos canales de comercialización. En ambos casos, los tratos son directos, lo que reduce el exceso de intermediarios. La tecnificación de la industria agroalimentaria es el primer paso hacia la modernización del sector.

Entradas Recientes